Diario de AlavaDiario de Noticias de Alava. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Editorial

Sentirnos, todos, más humanos

La controvertida acción con los refugiados llevada a cabo por dos activistas vascos, que regresaron ayer a Euskadi, ha puesto de manifiesto la ineficacia e insolidaridad de la política europea

Domingo, 8 de Enero de 2017 - Actualizado a las 06:11h

votos | ¡comenta!

La controvertida acción llevada a cabo el pasado 28 de diciembre en Grecia por parte de Mikel Zuloaga y Begoña Huarte, que fueron detenidos cuando transportaban de manera ilegal a ocho refugiados con el objetivo de trasladarlos a Euskadi y que recibieron ayer la solidaridad de amigos y conocidos tras regresar a casa, ha tenido la virtualidad -ése era precisamente su objetivo declarado- de poner encima de la mesa en toda su crudeza la realidad que padecen centenares de miles de migrantes y la pasividad, indolencia, impotencia o directamente rechazo de los Estados de la Unión Europea. Según los últimos datos de la Organización Mundial de las Migraciones (OIM), la ruta del Mediterráneo ha sido, por tercer año consecutivo, el trayecto más letal del mundo para inmigrantes y refugiados que buscaban huir de sus países con el fin de evitar la miseria, la muerte o la persecución. Un dudoso honor para la UE, entre cuyos teóricos principios y objetivos fundacionales y vitales está el respeto a los derechos humanos y la protección de las personas, máxime si están en situación de vulnerabilidad. Sólo durante 2016, un total de 5.079 personas murieron en su desesperado intento por cruzar el Mediterráneo, objetivo que lograron alcanzar con vida 363.348. Esta cifra es sensiblemente inferior a la del año anterior, sobre todo -según Frontex-, por la entrada en vigor en marzo del acuerdo para los refugiados firmado entre la UE y Turquía, que ha supuesto un control más severo de las fronteras, y también por el cierre de la ruta de los Balcanes y las medidas en el mismo sentido de algunos estados. En síntesis, por la insolidaria e inhumana e incluso xenófoba política de cerrar las puertas a los refugiados, abandonados casi a su suerte o recluidos en campamentos que, en sentido estricto, son más cárceles que centros de acogida. Por ello, la acción de Zuloaga y Huarte, aunque ilegal, ha sido percibida por la población como un valiente toque de atención a los estados europeos y a las instituciones y organizaciones internacionales. Ya el Papa Francisco se llevó de Lesbos el pasado abril a doce refugiados para acogerlos en el Vaticano y clamó contra Europa. Se trata, en definitiva, de que la UE lleve a cabo una política acorde a sus principios y, como señalaron ayer los activistas vascos, nos haga a todos sus ciudadanos, incluidos los refugiados, sentirnos “más humanos”.

votos | ¡comenta!

Herramientas de Contenido

COMENTARIOS: Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Álava se reserva el derecho a eliminarlos.

Últimas Noticias Multimedia

Más sobre ¡Qué mundo!

ir a ¡Qué mundo! »

  • Avda. Gasteiz 22 bis 1ª Oficina 13 Vitoria - Gasteiz
  • Tel 945 163 100, Fax Administración 945 154 344, Fax Redacción 945 154 346

  • Oficina Comercial: Calle Portal del Rey 24 (Esquina calle Paz), Tel 945 201000, oficinacomercial@noticiasdealava.com